Dimelo TV

Las dominicanos consiguen carreras de 10 años, tres veces más que la media de la MLB

La tarde del 12 de agosto pasado, cuando Carlos Santana salió del túnel del Progressive Field de Cleveland a entrenarse previo a enfrentar a los Cachorros, observó en la enorme pantalla en alta definición de 59X221 pies del jardín izquierdo un especial mensaje de felicitación.

Los Indios, el equipo donde Santana ha jugado la mayor parte de su carrera, lo felicitaba en su monitor de US$15 millones por alcanzar ese día los 10 años de servicios en las Grandes Ligas, el cuarto jugador que llega más rápido a la cifra en la historia. Desde que debutó el 11 de junio de 2010, el ahora miembro de los Reales solo bajó a las ligas menores en 2012, donde disputó un partido.

Lograr una década en el calendario del máximo nivel tiene un valor de extremo simbolismo y económico cuando más se puede necesitar.

A la fecha, solo 66 dominicanos han alcanzado los 10 años de servicios, de acuerdo a datos compilados por DL de las enciclopedias Baseball-Reference y Baseball-Cube. Al tomar como referencia que el número de criollos que pisó el Gran Circo entre 1956 y 2010 fue de 503 (el grupo que pudo haberlo logrado hasta la fecha), entonces, solo el 13% puede exhibir esa estadística en su dorsal.

Un número que parece bajo, pero en realidad triplica la media de la liga, un gran reconocimiento a la durabilidad del pelotero dominicano. En agosto, el Sindicato de Peloteros le hizo saber a ESPN que apenas el 4% de los jugadores que llegaron al Big Show, entre 1876 y 2010, alcanzaron esa cifra.

A Miguel Olivo, que apareció en la MLB en 13 temporadas, le faltó un día para completar los 10 años; a Pedro Astacio, José Offerman y Rafael Ramírez, siete; y a Stanley Javier, 12.

¿Qué implica?

Acumular un año requiere aparecer en roster 172 días, unos espacios que los equipos tratan de manipular al máximo por los costes que se juegan. Los primeros tres años están sujetos al salario mínimo, entre el cuarto y sexto se puede discutir el sueldo en arbitraje antes de llegar a la agencia libre.

Un jugador que completa solo un año puede cobrar a partir de cumplir los 45 años de edad una pensión de US$551 mensuales. Pero si jugó 10 años, eso se dispara a los US$5,530. Esa misma ecuación subiría desde los US$1,045 si solo jugó un año y se jubila a los 55, hasta los US$10,458 si completó una década.

En 2010, cinco días después de llegar Santana, hizo su debut Pedro Álvarez, pero solo acumula siete años y 28 días. Emilio Bonifacio se tomó su primer café en septiembre de 2007, y apareció por última vez el curso pasado, con ocho años y siete días en su hoja.

En 2020, también, completaron los 10 años Starlin Castro e Iván Nova que aterrizaron en la Gran Carpa junto a Santana en 2010. César Valdez integró esa promoción, pero su carrera no evolucionó igual, y solo suma un año y 60 días.

¿Quiénes siguen?

Pedro Strop (9,095) puede alcanzar la meta en junio, Eduardo Núñez (9,033) no tiene trabajo, como tampoco Juan Nicasio (8,095). Entre los activos que más cercan están figuran Michael Pineda (8090), Jean Segura (8065), Manny Machado (8056) y Jeurys Familia (8023).

Source link

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.