Deportes

Carlos Alcaraz arrolla a Musetti y se planta en cuartos de Miami – El Nuevo Diario (República Dominicana)


Carlos Alcaraz.

EL NUEVO DIARIO, MIAMI- El show de Carlos Alcaraz en tierras estadounidenses continuó este martes en los octavos de final del Miami Open, donde el número 2 del mundo derritió al italiano Lorenzo Musetti (n.24) por 6-3 y 6-3 en una hora y 25 minutos haciendo gala de una superioridad apabullante e incontestable.

Tras nueve partidos consecutivos ganados, al español le espera en cuartos al vencedor del duelo entre el polaco Hubert Hurkacz (n.9) y el búlgaro Grigor Dimitrov (n.12).

Todo le va de maravilla a Alcaraz, que desde que puso un pie en Indian Wells y revalidó su título en el desierto californiano ha desplegado un tenis tan espectacular como abrumador.

Como ejemplo, el murciano lleva tres encuentros en Miami y todavía no ha cedido un set.

Esta vez se enfrentaba a un rival generacional, ya que Musetti tiene 22 años por los 20 del prodigio de El Palmar. Pero desde que el italiano le venció en 2022 en la final de Hamburgo, Alcaraz se ha llevado los otros tres duelos entre ambos contando este.

Ni un momento de respiro

Con Alcaraz enfrente y a tope de revoluciones no hay ni un segundo de tanteo o calentamiento, ni siquiera en el inicio del partido, y Musetti lo sufrió en primera persona.

El vencedor de Miami en 2022 apretó al de la Toscana en su primer turno al servicio. No concretó su primer punto de ‘break’ pero selló el segundo y, ganando su saque con autoridad, dejó pronto encauzado el primer set (2-0).

Con la confianza por las nubes y una movilidad perfecta sobre la pista, Alcaraz abrió su inagotable baúl de maravillas: una derecha por aquí, un globo por allá, una dejada para romper el ritmo, una subida a la red, saques robustos uno tras otro…

Al otro lado, se desperaba Musetti y negaba con la cabeza. Tenía buenas ideas e intenciones interesantes, pero sus golpes siempre llegaban con un centímetro de más o de menos.

Mientras, Alcaraz seguía a lo suyo con un juego intratable. Ni siquiera una leve mejoría de Musetti, que empezó a soltar el brazo arriesgando más, cambió su plan.

Al resto, repitió el guion del primer juego. No pudo finiquitar su primera bola de set, pero la segunda no la dejó escapar: devolvió el saque del italiano casi desde el muro y, en un visto y no visto, apareció en la red para cerrar la primera manga en 38 minutos (6-3).

El mejor momento del transalpino llegó en el arranque del segundo set, especialmente con 1-1 y servicio para Alcaraz. Musetti, ahora sí mucho más sólido y peligroso, se inventó algunos golpes magistrales, sobre todo un alucinante globo en carrera por debajo de las piernas que puso al público en pie.

Alcaraz tuvo que lidiar con dos opciones de ‘break’ en contra, pero las resolvió con una brutal derecha paralela y rematando en la red. Después se puso en ventaja con un «¡vamos!» que se escuchó en toda Florida y solventó ese serio contratiempo con una dejada.

Musetti acusó el desgaste. ¿Qué se puede hacer si tu mejor versión tampoco sirve para inquietar a tu rival? Poco o nada, salvo rendirse a la evidencia. Aun así, tiró de orgullo para devolver un ‘break’ a Alcaraz y conseguir su primera y única rotura de la tarde (4-3).

Como si le hubiera incomodado ese imprevisto, Alcaraz, insaciable, enseñó los dientes en el siguiente servicio de Musetti, consiguió un nuevo ‘break’ (5-3) y finiquitó el triunfo con una actuación impresionante.

Nada parece alterar a este Alcaraz lanzado, tampoco el retraso en el horario de su partido después de que el cara a cara entre Victoria Azarenka y Yulia Putintseva durara casi tres horas y además se viera interrumpido durante 45 minutos por un corte de electricidad y problemas con el ojo de halcón.

¿La respuesta del pupilo de Juan Carlos Ferrero? Ni morderse las uñas ni impacientarse: se le vio jugando al golf (una de sus grandes pasiones) completamente relajado y aprovechando el césped del estadio de los Miami Dolphins de la NFL.

Tan solo tres partidos le separan ahora del sueño del ‘Sunshine Double’, es decir, proclamarse campeón en un mismo año de Indian Wells y Miami.

Solo siete tenistas masculinos en la historia han conseguido ese doblete. Jim Courier (1991), Michael Chang (1992), Pete Sampras (1994), el chileno Marcelo Ríos (1998) y Andre Agassi (2001) lo lograron en una ocasión, pero Roger Federer y Novak Djokovic firmaron el ‘Sunshine Double’ varias veces: tres en el caso del suizo (2005, 2016 y 2017) y cuatro el serbio (2011, 2014, 2015, 2016).



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *