Al menos siete muertos en un choque fronterizo entre Pakistán y Afganistán


EL NUEVO DIARIO, ISLAMABAD/KABUL.- Al menos 7 personas murieron, entre ellas seis civiles y otras 27 resultaron heridas este domingo por un choque entre las fuerzas de seguridad paquistaníes y de los talibanes en la frontera entre Afganistán y Pakistán.

Tanto los talibanes como las fuerzas de seguridad paquistaníes se acusaron mutuamente de haber iniciado el tiroteo, que se produjo en la frontera entre la provincia meridional afgana de Kandahar y la provincia de Baluchistán, en el oeste de Pakistán.

Del lado afgano murió un miembro de las fuerzas de seguridad de los talibanes y otras diez personas resultaron heridas, entre ellas tres civiles, afirmó a EFE el portavoz del gobernador de Kandahar, Haji Zahid.

El portavoz explicó que las tropas paquistaníes iniciaron el tiroteo a modo de represalia, después de que las fuerzas afganas trataran de levantar una edificación en la disputada frontera.

La oficina de comunicación del Ejército de Pakistán (ISPR) informó de que todo comenzó cuando las fuerzas fronterizas afganas abrieron fuego indiscriminado y sin provocación, matando a seis civiles e hiriendo a otros 17 en el área de Chaman.

“Las tropas fronterizas paquistaníes han dado una respuesta adecuada, aunque mesurada, contra la agresión no provocada, pero evitaron atacar a civiles inocentes en el área”, afirmó el ISPR en un comunicado.

Además, añadió, pidieron explicaciones a las autoridades afganas en Kabul para resaltar la gravedad del incidente y exigir medidas contundentes para evitar que sucesos así se repitan.

Juma Khan, funcionario de la oficina del comisionado adjunto de Chaman, detalló a EFE que los disparos entre las fuerzas afganas y paquistaníes comenzaron el domingo por la mañana, aunque no fue hasta la tarde cuando los talibanes bombardearon las zonas civiles.

La fuente dijo que aún no estaba claro cuántos cohetes se dispararon al lado paquistaní y cómo comenzaron los enfrentamientos.

El Gobierno de Baluchistán mostró su preocupación por los enfrentamientos y ordenó reforzar la seguridad y proteger a los civiles. También pidió al personal del hospital que garantice el tratamiento médico oportuno a los heridos.

Este incidente se produce solo dos semanas después de que Pakistán y Afganistán acordaran reabrir el punto fronterizo de “Bab-e-Dosti (Puerta de la Amistad), entre el lado afgano de Wesh y Chaman, después de que un hombre abriera fuego y matara días antes a un miembro de las fuerzas de seguridad paquistaníes.

Según datos oficiales, alrededor del 25 por ciento de los viajeros de ambos países cruzan por este punto, seguido del 65 por ciento por el norteño Torkham.

Islamabad y Kabul mantienen una antigua disputa sobre la frontera que divide sus territorios, dado que Afganistán no acepta la demarcación denominada Línea Durand como frontera internacional.

Pakistán reclama la frontera de 2.640 kilómetros de largo como frontera internacional y ha levantado una cerca de alambre a lo largo de ella. En el pasado, ha habido algunos incidentes en los que combatientes talibanes arrancaron algunas partes del cercado.





Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *